martes, 26 de febrero de 2013

La Obsesion de Herbert

La Obsesión de Herbert



 PROLOGO:



  -¿De verdad tiene que tener ese aspecto? -dijo Michael- mientras sostenía un vaso de agua- no me parece el mas adecuado.


 -Esa masa biológica en forma de gusano la construimos hace mucho tiempo- explicó Joel mirando la pantalla- es un cuerpo de mujer atractiva, la gente no sospechará.

 Michael dejó el vaso de agua sobre la mesa.

 -¿Pero hablará?

 -Solo lo necesario para el trabajo -dijo Joel mientras quitaba el aparato de diapositivas y cerraba la pantalla- está programada únicamente para responder a las cosas básicas de la oficina, no tiene más vocabulario

. Michael se levantó dispuesto a salir.

 -Y al nuevo…deberíamos contárselo. 

 -Déjalo probablemente solo este aquí de paso, no creo que se quede mucho, haría muchas preguntas y no tenemos que contestarlas a todas…





Herbert fue siempre un marginado, no tenía ningún amigo en el colegio ni en el instituto; la universidad únicamente fue para los estudios…por eso cuando le admitieron en la “Agencia del Alto Secreto” le brillaron los ojos.

 La Agencia del Alto Secreto funcionaba desde hacía tantos años que sus dirigentes no lo recordaban; el sitio era cómodo…en mitad de un inmenso desierto, solo con su compañero Michael y los operararios que entraban de vez en cuando, mas los que les llevaban la comida, que solían ser unas señoras de unos 50 años. Allí disfrutó muchos años descubriendo nuevos planetas y sus habitantes y sabiendo quienes serían los próximos presidentes de las democracias a uno y otro lado del Atlántico.

 Hasta que llegó ella…., al principio no la hizo mucho caso…, pero su presencia le fue invadiendo, primero en sus sueños, mas tarde en el pensamiento del día a día…, ya no disfrutaba viajando por el espacio ni conociendo las diferentes formas de vida que registraban diariamente…, mes a mes…, año a año…

 Suspiraba cada vez que se acercaba a él…

 Su alma le pertenecía…

 Su compañero Michael era un hombre simpático, pero no parecía interesado por Xonia, quizá fuera gay, pensaba Herbert.

 Xonia se acercaba a ellos y el temblaba cuando se ponía a teclear el ordenador muy cerca suyo.

 -Sabes- dijo Michael- ayer nos dijeron quien va a ganar los oscar dentro de cinco años.

 Pero Herbert miraba a Xonia

 -También nos han dicho otros ocho planetas nuevos donde hay vida- insistió Michael,

 Pero él no le escuchaba.

 Entonces lo vio antes de que sucediese, Xonia resbaló y cayó al suelo, él salió corriendo casi antes de que estuviese tendida, muy preocupado la cogió de la cabeza y la incorporó.

 Entonces sintió algo viscoso y húmedo debajo de su cabellera. Lo agarró y tiró de ello, y vio una masa asquerosa de color verde.

 -¡Que haces imbécil!- dijo Michael- acabas de romper el prototipo, ese gusano inteligente es Xonia, su cuerpo es un robot de diseño.

 Herbert se asustó y sintió asco, pero lo peor tendría que venir después…

 Salió del edificio como un zombi, atravesó el desierto nocturno con el abrigo medio desabrochado y los ojos como platos, tosía, y una extraña flema en la boca…cayó en la arena y se quedó mirando las estrellas, con la esperanza de encontrar ayuda en ellas….

solo pensaba en ella…

 Llevaba seis años mirándola y ahora se sentía, no aun dolido sino prácticamente muerto…, sin saber que hacía sacó un algo metálico y lo abrió, extendió el brazo …, no sabe que hizo, no sentía frio, ni dolor…

 Pasó una noche, diez noches, o un año…no lo sabía, hasta que algo le despertó de su letargo.

 -Señor- dijo una voz-¿se encuentra usted bien?

 Entonces abrió los ojos…Xonia estaba allí con el.  Y notó como la vida y el calor volvían a su cuerpo.. Herbert se levantó.

 -Señor – le dijo esa mujer- llevamos varios dias buscándole ¿Dónde se había metido? Soy Hanna, trabajo en la empresa...

 La miró, sus ojos eran azules, su cabello rojo…pero era Xonia, entonces se miraron, se besaron de manera mágica…cuando Herbet palpó bajo su cuello no había nada más que piel humana.

1 comentario:

Carlos dijo...

Casi era más importante constatar que no era otro gusano verde que el beso... jejeje

DOS DE ESPADAS

Desde que nació estaba preparado para este momento, cumplir los 14 años significaba en su pueblo someterse al desafío que todos los varone...